Saltar al contenido

{ 4 – IV } El fenómeno del mundo pequeño

by en 04/04/2013

Logo de El Caparazon. Blog de Dolors Reig

Ayer leí esta entrada en El Caparazón, el blog de Dolors Reig,  sobre el poder de las Tecnologías del Empoderamiento y la Participación TEP (término acuñado por ella), tema afín con el poder de la comunidad que es mi obsesión primaria.

El artículo tiene que ver con un estudio sobre el fenómeno de “el mundo pequeño” (ese problema que los ingenieros informáticos estudian en teoría de redes,  recién popularizado con la teoría de los seis grados de separación).

Lo más positivo de todo es la conclusión, referida a la organización sin organizaciones:

“…los resultados pueden extrapolarse al reclutamiento desde los social media de gente para una causa: Aunque de nuevo parece que para que el tema triunfe todavía tenemos que utilizar las redes al límite de su velocidad y eficiencia, está claro que la organización sin organizaciones… empieza a ser posible“.

From → Abril

4 comentarios
  1. ¿Seguro que no se necesitan organizaciones, quizás creadas a posteriori, si el plazo, la complejidad o los objetivos el movimiento inicial se amplían?

    Me gusta

  2. Si; es verdad que a posteriori las comunidades adquieren una consistencia estructural como auténticos organismos vivos, dentro del concepto de la autopoiesis, pero tal estructura puede ser estrictamente endógena, sin que sea necesaria en su génesis y puede no ser necesaria en su posterior desarrollo, la intervención impositiva de otras organizaciones.

    Es necesario aclarar que la autopoiesis la aplicó inicialmente el chileno Maturana a los sistemas vivos, dentro de un concepto estrictamente biológico, pero posteriormente se la planteó en relación con los sistemas sociales que ya han sido caracterizados como seres vivos.

    No deja de ser un campo susceptible de polémica, en el cual se pueden defender muchos puntos de vista, mas, por eso precisamente, es atractivo para el estudio y la discusión.

    Me gusta

    • Si las “indicaciones” de la organizacón se entienden y asumen porque surgen de la necesidad y de su estudio sincero y certero, creo que ya no son imposiciones. Mira los ejemplos de mi post de ayer, con grandes organizaciones internacionales actuando. ¿Crees que la acción espontánea y desorganizada de individuos y grupos pequeños podría hacerlo realmente mejor? Creo, más bien, que unas -organizaciones- y otros -individuos “líquidos”- son necesarios y complementarios, y que la desaparición de uno de ellos ahora mismo no es positiva. Pero el debate sí lo es 😉

      Me gusta

  3. Nada de lo dicho por Goyo está en discusión; ni mirar positivamente las comunidades espontáneas que se forman en redes sociales implica desprecio por las comunidades y organizaciones tradicionales, mucho menos una consideración excluyente. Cada cual con mayor o menor acierto hace lo suyo.

    Me gusta

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: